24 de junio de 2007

Cantabria: Valles Pasiegos


El río Pas, era para mí, simplemente una palabra de tres letras habitual en los crucigramas españoles y que venía a casar con otras, horizontales y verticales. Sabía que el río Pas era un río cántabro y poco más. Ahora sé que se le denomina de esa forma porque era un río de paso que permitía a los moradores que con él convivían, sortear la escarpada orografía de la cordillera cuando la nieve se convertía en agua limpia y cristalina y desaparecían los impedimentos para los desplazamientos

Por eso, cuando se accede a estos Valles Pasiegos se comprenden las dificultades con las que sus habitantes tuvieron que luchar pero al mismo tiempo se percibe también la modernidad que facilita el trabajo y que ha hecho evolucionar a nuevas formas de vida, sin renunciar a sus tradiciones más ancestrales como es la ganadería, tan favorecida, gracias a la generosa naturaleza de esta hermosa tierra.

En estos valles se aprende el verdadero sentido de la vida. Se disfruta de la propia filosofía que se desprende de sus gentes y de su actitud ante el futuro, siempre abierto a las nuevas perspectivas, a su inmenso potencial natural. Aprender a vivir y a gozar. En el Valle del Pas, aprendí, hace apenas unos días que cuando las vacas están acostadas en los prados es porque va a llover. Lo dijo una intelegente amiga de viaje, alguien que disfruta con la observación de campo. Poco tiempo después llovía torrencialmente. Las vacas permanecían quietas, dejando que resbalara la lluvia sobre su piel. Y la irlandesa Patricia añadió: "Y las vacas se quedan quietas, acostadas, para que su cama permaneza seca y así proteger sus barrigas de la humedad." A Patricia le recordaba mucho Cantabria a su querida Irlanda.



3 comentarios:

A moonclad reflection dijo...

Hermoso tu pais...como tu...casi...besos

sg dijo...

que hermosos paisajes, amiga. A mi tus palabras me recuerdan al rio Dulce de mi Provincia Querida La Madre De ciudades Santiago del Estero que pronto cumplira 453 años el 25 de julio exactamente y me gustaria invitarte a que mires por internet la hermosa fiesta tradicional que hacemos todos los años, estare informandote la pagina donde podras entrar a vivir la cultura santiagueña la madre de la chacarera asi la llamamos a nuestro querido santiago hay una chacarera que se llama añoranzas y es el himno de nuestra provincia y dice asi:

Cuando salí de Santiago

todo el camino lloré

lloré sin saber porque

pero si les aseguro

que mi corazón es duro

pero aquel día aflojé



Dejé aquel suelo querido

y el rancho donde nací

donde tan feliz viví

alegremente cantando

en cambio vivo llorando

igualito que el crespín



Los años ni la distancia

jamás pudieron lograr

de mi memoria apartar

y hacer que te eche al olvido

ay mi Santiago querido

yo añoro tu quebrachal



Mañana cuando me muera

si alguien se acuerda de mí

llévenme donde nací

si quieren darme la gloria

y toquen a mi memoria

la doble que canto aquí



En mis horas de tristeza

siempre me pongo a pensar

como pueden olvidar

algunos de mis paisanos

rancho padre madre hermanos

con tanta facilidad



Santiagueño no ha de ser

el que obre de esa manera

despreciar la chacarera

por otra danza importada

eso es verla mancillada

a nuestra raza campera



La otra noche a mis almohadas

mojadas las encontré

mas ignoro si soñé

o es que despierto lloraba

o en lontananza miraba

el rancho aquel que dejé



Tal vez en el campo santo

no haya lugar para mí

paisano le via pedir

que cuando llegue el momento

tírenme en campo abierto

pero allí donde nací




Julio Argentino Jerez

peregrina dijo...

Eres periodista, me llevarte a ver Cantabria con tu prosa. Y siento nostalgias del campo donde me crié, de su verde y el río sereno. Hoy, lamentablemente, me atrapa la ciudad.
Un abrazo